Educamos

Los recreos en infantil y primaria. Patios inclusivos.

Los patios inclusivos son espacios donde todos los niños y niñas pueden jugar juntos sin importar sus rasgos o características físicas, emocionales o de cualquier otra índole. Estos patios deben ser diseñados de manera cuidadosa y estratégica para que sean divertidos, multisensoriales y fomenten la socialización, experimentación, cooperación e integración.

Para que un patio sea divertido, debe haber una variedad de actividades y juegos que sean atractivos y desafiantes para todos los niños. Los juegos y actividades deben ser diseñados teniendo en cuenta las habilidades y necesidades de todos los niños y niñas, incluyendo aquellos con discapacidades físicas o cognitivas. Por ejemplo, se pueden incluir elementos y mobiliario con sonidos, luces y texturas que permitan a los niños experimentar de manera multisensorial y estimular sus cinco sentidos.

La socialización es otro aspecto clave en los patios inclusivos. En el colegio San Gabriel de Zuera pensamos que los niños deben tener la oportunidad de interactuar y jugar juntos, independientemente de sus diferencias y de sus edades. Para fomentar la socialización, se pueden sugerir juegos cooperativos y actividades grupales que involucren a todos los niños. Los juegos que involucren turnos o que requieran que los niños trabajen juntos para lograr un objetivo pueden ser especialmente efectivos para fomentar la cooperación.

Además de la socialización, los patios inclusivos deben permitir a los niños experimentar y explorar. Los niños deben tener la oportunidad de moverse libremente y experimentar con diferentes objetos y materiales. Los patios inclusivos pueden incluir áreas de juego que desafíen a los niños a moverse de diferentes maneras, como subir, bajar, trepar o balancearse. Las áreas de juego también deben estar diseñadas de manera que permitan a los niños experimentar y descubrir nuevas cosas.

La cooperación es otra habilidad importante que se puede fomentar en los patios inclusivos. Los niños pueden trabajar juntos para completar actividades y juegos que requieren que se comuniquen y trabajen juntos. Los juegos cooperativos pueden incluir juegos de pelota o juegos de equipo que requieren que los niños trabajen juntos para lograr un objetivo común. Los juegos cooperativos pueden ser especialmente efectivos para fomentar la integración, ya que los niños deben aprender a trabajar juntos y apoyarse mutuamente para lograr sus objetivos.

Finalmente, la integración es clave en el patio de San Gabriel. Los niños deben ser capaces de jugar y socializar juntos sin importar sus diferencias. Para fomentar la integración, los patios inclusivos deben ser diseñados para que sean accesibles para todos los niños, independientemente de sus necesidades. Esto puede incluir la incorporación de rampas, asientos adaptados y equipos de juego que sean accesibles para niños con discapacidades físicas o cognitivas.

En resumen, los patios inclusivos son espacios de juego diseñados para que todos los niños puedan jugar juntos sin importar sus diferencias. Los patios inclusivos deben ser divertidos, multisensoriales y fomentar la socialización, experimentación, cooperación e integración. Al diseñar patios inclusivos de esta manera, se puede crear un espacio de juego donde todos los niños puedan sentirse incluidos y disfrutar juntos de la experiencia de jugar.

Conéctate al colegio

Educamos
menuchevron-down linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram